Que es formacion cultural

Módulo de formación intercultural

ResumenLa formación en sensibilización cultural para los profesionales de la salud es ya un lugar común en diversos sectores. Su popularidad ha dado lugar a varias alternativas (competencia cultural, seguridad cultural, humildad cultural, inteligencia cultural) y a derivados que se solapan (formación en diversidad, formación antirracista, formación en microagresión). El alcance cada vez mayor de las iniciativas de concienciación cultural en los entornos sanitarios ha sido, por lo general, bien intencionado: mejorar los encuentros clínicos interculturales y los resultados de los pacientes con la expectativa más amplia de reducir las disparidades sanitarias. Sin embargo, la capacidad de la formación en concienciación cultural para lograr, o incluso para influir en esos resultados, rara vez se examina de forma exhaustiva. En respuesta, este documento aplica una lente crítica muy necesaria a la formación en sensibilización cultural y sus derivados, examinando sus filosofías subyacentes, sus supuestos y, lo que es más importante, la verificación de su eficacia. El documento considera que los enfoques de sensibilización cultural son excesivamente generalizados, simplistas y poco prácticos. Incluso pueden provocar consecuencias negativas no deseadas. Décadas de investigación apuntan a su fracaso a la hora de obtener resultados significativos en los entornos sanitarios y más allá. Las expectativas más amplias sobre su capacidad para reducir las disparidades sanitarias son casi con toda seguridad inalcanzables. En este artículo se analizan otras sugerencias para mejorar las interacciones e investigaciones transculturales en el ámbito de la atención sanitaria.

Formación gratuita de sensibilización cultural

El Centro Popel Shaw ofrece anualmente oportunidades de formación para que el personal docente y los estudiantes adquieran conciencia, conocimientos y habilidades. Estas incluyen talleres y presentaciones dirigidas por el personal del PSC, a menudo en colaboración con socios del campus. También hemos invitado a facilitadores experimentados para que dirijan la formación en el campus.

Los talleres y presentaciones centrados en la diversidad cultural y la inclusión ayudan a los miembros de la comunidad a obtener herramientas para desarrollar sus conocimientos y competencias interculturales: «un conjunto de habilidades y características cognitivas, afectivas y de comportamiento que apoyan la interacción efectiva y apropiada en una variedad de contextos culturales» (Bennett, 2008).

(Fuente: Bennett, J. M. 2008. Transformative training: Diseño de programas para el aprendizaje de la cultura. En Moodian, M. A. (ed.). Contemporary leadership and intercultural competence: Understanding and utilizing cultural diversity to build successful organizations, 95-110. Thousand Oaks, CA: Sage).

Todas las formaciones y talleres pueden clasificarse como una contribución a la conciencia cultural, las habilidades y/o los conocimientos de los participantes. Cada área es importante para ayudar a los individuos, y por tanto a las comunidades, a ser más competentes culturalmente.

Formación cultural en el lugar de trabajo

Para tener éxito en los negocios globales, los profesionales necesitan entender y apreciar los valores culturales, las prácticas y los diversos matices de las distintas partes del mundo, lo que hace que la concienciación y la formación intercultural sean más importantes que nunca.

Para tener éxito en los negocios globales, los profesionales necesitan entender y apreciar los valores culturales, las prácticas y los diversos matices de las distintas partes del mundo, lo que hace que la concienciación y la formación intercultural sean más importantes que nunca.

La formación cultural fomenta el desarrollo de habilidades interculturales y conduce a un mayor rendimiento de los empleados que trabajan en misiones en el extranjero. También se ha demostrado que la formación cultural mejora las relaciones del individuo con los ciudadanos de acogida y permite a los expatriados adaptarse más rápidamente a una nueva cultura. Aunque hay una gran variedad de técnicas de formación, los programas interculturales de éxito pueden incluir:

Aunque no se trata de una lista exhaustiva, se han identificado cinco factores que proporcionan información valiosa sobre las prácticas culturales de los distintos países. Los asignados necesitan esta información para comprender mejor las similitudes y diferencias culturales durante una asignación internacional. Las cinco dimensiones de la cultura nacional son:

¿Qué es la formación en sensibilización cultural?

La formación intercultural (CCT), cuyo objetivo es desarrollar la concienciación, los conocimientos y las habilidades necesarias para interactuar adecuada y eficazmente con los aborígenes, debería considerarse un elemento importante en todo plan empresarial. Para todos los tamaños de empresas, organizaciones e instituciones, la competencia cultural debe estar estrechamente vinculada a las declaraciones de misión, las políticas, los valores organizativos y los objetivos de prestación de servicios.

Lo más habitual es que los empleadores impartan cursos de formación cultural a los empleados para que aprendan a trabajar de forma eficaz y respetuosa con los compañeros de trabajo aborígenes. Un lugar de trabajo culturalmente consciente, libre de racismo, resentimiento e ignorancia cultural, proporciona un entorno seguro e inclusivo para los trabajadores aborígenes; proporcionar un lugar de trabajo así les permite estar a la altura de su potencial como empleados valiosos. Los aborígenes son el segmento de la población canadiense que más rápido crece y representan una valiosa fuente de trabajadores, sobre todo teniendo en cuenta la demografía del país y la ola de jubilados que se avecina.